Significado de alabanza

Hoy hablaremos acerca del significado de alabanza, la cual es una palabra que muchos conocen por su sentido religioso, pero que no todos saben su verdadero significado, ni se preocupan por buscarlo.

Ya que esta palabra nos puede aportar diversos conceptos en diferentes ámbitos, dándonos una representación y una conceptuación muy diferente a la que muchas personas conocen.

Significado de alabanza

Podemos decir que el significado de alabanza, es la acción de alabar, ya sea a  alago o alguien, ofreciéndonos un término bastante particular como es el de celebrar una acción positiva que se comete dentro de nuestro día a día.

A partir de ahí es donde podemos decir que una alabanza es una afirmación que exaltan el valor o la virtud de una persona, de un lugar,  de un objeto, una idea  o como en la mayoría  de ocasiones un ser divino.

Definición de  alabanza

De esa forma podemos definir que una alabanza, es el sentimiento de aclamación, admiración y exaltación, hacia una persona, un lugar o un objeto, dándonos un sentido de éxtasis muy diferente a cualquier otro.

Por lo tanto, podemos determinar que una alabanza es una razón con la cual celebramos lo bueno, lo positivo y lo autentico, siendo una forma de glorificar un logro que se comente, reconociendo el valor y la importancia del mismo.

Alabanza en la religión

Debido a todo lo que hemos mencionado, se conoce que una alabanza dentro del término religioso, es hacer una afirmación positiva, que se encuentra dirigida directamente a Dios o en tal caso a sus obras.

En la religión cristiana una alabanza se encuentra totalmente dirigida tanto a Dios como a Jesucristo, por lo que se encarga de agradecer, celebrar o describir una obra maravillosa que haya hecho en nosotros.

Alabanzas del judaísmo

Dentro del judaísmo podemos decir que una alabanza es un término utilizado cuando, cuando se agradece a Dios o las acciones que este comete en nosotros, conteniendo una serie de alabanzas en particular.

De igual manera que dentro de ambas doctrinas religiosas (el judaísmo y el cristianismo), en el libro salmos, dentro de la biblia encontramos una serie de cantos y poemas con alabanzas hacia Dios.

Estas alabanzas que conseguimos en dicho libro de la biblia, se pueden utilizar en dos formas, la primera, internamente cuando oramos en silencio, y la segunda externamente, en los cantos y oraciones dentro del templo.

Alabanzas en retorica

En el ámbito conocido como retorica el significado de alabanza representa, al género discursivo, que se encuentra enfocado precisamente a encomiar a una persona, un animal, una localidad, una divinidad, entre otras cosas.

Todo esto sucede con una simple finalidad que es el de resaltar los atributos, virtudes, y cualidades de esa persona o cosa a la que estamos engrandeciendo, además que es una forma de rendir honores a esta.

Una alabanza retorica, es muy utilizado dentro del género discursivo, ya que da a las personas una representación distinta de encomiar, al igual que permiten demostrar su tremenda gratitud de una forma honesta y humilde.

Curiosidades de alabanza

Dentro del significado de alabanza encontramos una serie de curiosidades como que, muchas personas afirman que una alabanza es una forma de mirarnos tal cual como Dios quiere, completamente conforme con lo que tenemos.

Muchas personas después de realizar una alabanza, sobre todo cuando es por agradecimiento, existen una satisfacción y conformidad por parte de la persona que la realiza, produciendo que su salud se encuentre en mejor estado.

La Biblia habla de un lugar que tiene 12 manantiales y 70 palmeras, en donde muchas personas en épocas antiguas se acercaban para realizar alabanzas entorno a agradecer profundamente a Dios por todo lo que le ha dado.

Otros datos de alabanza

Entre otros datos acerca del significado de alabanza tenemos que, la alabanzas pueden afectar psicológicamente a una persona sobre todo, si esta se realiza de forma empedernida, ni no por motivos precisos.

Incluso algunas teorías psicológicas hablan que recibir y dar alabanzas nos da un resultado beneficioso para nuestra salud, tanto mental como física, pero cuando esta acción se realiza en exceso tendemos a distorsionar los efectos.

Es por esto que debemos tener cuidado de no realizar alabazas por simple placer, sino por motivos en específicos, sobre todo si son de agradecimiento.